El regreso de las actividades económicas, tras finalizada la cuarentena en ciertas regiones del país, trajo consigo muchas reglas establecidas por el Ministerio de Salud. Esto con el objetivo de prevalecer la salud del personal, clientes y usuarios en general, pues el número de contagios por coronavirus seguía en aumento, pero la reactivación económica debía restablecerse.
Fueron varios meses donde diversos rubros económicos habían detenido su producción. Por lo que, con el reinicio de actividades, las empresas deben contar con un Plan para la Vigilancia, Prevención y Control de la COVID-19. Cada una de las características presenten en el mencionado plan, fue divulgado por EY Perú, con el fin de que empresarios del norte del país, conozcan de manera simplificada la correcta implementación de estas medidas.
Los medios de comunicación juegan un rol muy importante en la difusión de contenido informativo en medio de la crisis, pues de no ser el caso, las empresas que se disponían a volver con sus actividades económicas, y desconocían estos protocolos sanitarios, tendrían consecuencias penales y económicas, dictaminados por Sunafil.
Por su parte, el centro comercial Real Plaza de Trujillo, mostró su proceso de ingreso al mismo, con acciones que van desde la toma de temperatura, hasta el distanciamiento entre los usuarios que desean realizar sus compras en los diferentes establecimientos del local. Además, destacó porque cada una de estas fue certificada por una entidad internacional, dándole mayor presencia en medios locales.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *